Las protestas en Hait铆 han venido aumentando el nivel de presi贸n, as铆 como la ampliaci贸n de los repertorios represivos. El prop贸sito es obligar al presidente a que abandone el poder. Las quemas de llantas, la toma y bloqueos de las calles, entre otras formas de presi贸n, cada d铆a se tornan incontrolables para un gobierno que ha mostrado su disposici贸n para dialogar pero no para dimitir. Las movilizaciones sociales incrementan cada d铆a y parece que se prolongar谩n hasta conseguir el objetivo final. De manera que Hait铆 es hoy parte de los estados latinoamericanos que no han logrado manejar adecuadamente las demandas populares en las calles. Tal parece que no solo se trata de eso porque siguen resonando ecos de viejas batallas que en realidad nunca concluyeron.
Si te gust贸, compartilo!
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  

La historia de Hait铆 ha estado llena de grandes haza帽as pero tambi茅n de las tragedias que todos los latinoamericanos compartimos. Fue la primera Rep煤blica independiente de las Am茅ricas y el primer Estado en abolir la esclavitud en los albores del siglo XIX. Sin embargo, ha tenido que pagar su “atrevimiento” con el dominio colonial, las invasiones, intervenciones, dictaduras y los embates de la naturaleza. Hoy, Hait铆 contin煤a luchando por su futuro y por su independencia.

La Rep煤blica de Hait铆 entr贸 a formar parte de Petrocaribe, una alianza impulsada en 2005 por el ex mandatario Venezolano Hugo Ch谩vez. Este acuerdo le permit铆a a Hait铆 acceder a petr贸leo con precios muy bajos, adem谩s de eso; Ch谩vez condon贸 la deuda de Hait铆 por la compra de petr贸leo. De los recursos proporcionados por los beneficios de esta alianza, se cre贸 un fondo para programas sociales y obras p煤blicas. Una investigaci贸n dej贸 al descubierto los actos de corrupci贸n 聽del presidente Jovenel Moise. Se cree que se pudieron haber desviado hasta 3,800 millones de d贸lares. Las sospechas apuntan a que 聽la cantidad destinada a fondos 聽sociales e infraestructura fueron utilizados con otros fines.

Jovenel Moise es un empresario que gan贸 las elecciones de Hait铆 en 2015 en unos comicios electorales se帽alados de irregularidades. La presi贸n de los observadores internos del pa铆s logr贸 que se repitieran los comicios en 2016. Moise gan贸 con un 55.67% y el 7 de febrero 聽fue juramentado como presidente para gobernar Hait铆 durante cinco a帽os.聽 En 2018 ocurrieron grandes manifestaciones en contra del gobierno porque anunci贸 una considerable alza de los combustibles, pese a los beneficios que hab铆a recibido de Petrocaribe. Algunos sostienen que eso se debe al aislamiento de Venezuela, el agotamiento de los marcos de cooperaci贸n y la implementaci贸n de las propuestas del Fondo Monetario Internacional (FMI).

Las protestas del 2018 se han extendido hasta la fecha, no obstante, el antecede inmediato que podemos establecer es el聽 9 de junio de 2019. Miles de personas salieron a las calles a exigir informaci贸n clara sobre el uso y destino de los fondos del subsidio de la cooperaci贸n venezolana como parte de Petrocaribe. Los manifestantes tambi茅n demandaban la 聽renuncia del presidente. Las expresiones sociales han sufrido represi贸n que hasta la fecha suma 42 muertos seg煤n la Oficina de Derechos Humanos de la ONU.

Las protestas en Hait铆 han venido aumentando el nivel de presi贸n, 聽as铆 como la ampliaci贸n de聽los repertorios represivos.聽 El prop贸sito es obligar al presidente a que聽abandone el poder. Las quemas de llantas, la toma聽 y bloqueos de las calles, entre otras formas de presi贸n, cada d铆a se tornan incontrolables para un gobierno que ha mostrado su disposici贸n para dialogar pero no para dimitir. 聽Las movilizaciones sociales incrementan cada d铆a y parece que se prolongar谩n hasta conseguir el objetivo final. De manera que Hait铆 es hoy parte de los estados latinoamericanos que no han logrado manejar adecuadamente las demandas populares en las calles. Tal parece que no solo se trata de eso porque en realidad siguen resonando ecos de viejas batallas que en realidad nunca concluyeron.


Si te gust贸, compartilo!
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •